miércoles, 14 de noviembre de 2018

Fantasmas políticos de Roquetas



Transporte escolar


Impresentable que en Roquetas haya jóvenes sin transporte escolar


No me vengan señores políticos con manos tendidas, con declaraciones de buena voluntad, con promesas de futuro, echando balones fuera o él y tú más a que nos tienen acostumbrados. 

Los jóvenes de Roquetas  que no tienen transporte escolar lo único que pueden pensar es que tienen como responsables políticos a unos impresentables e incompetentes. 
Sean estos del ayuntamiento o de la Junta, se llamen Gabriel Amat o Susana Díaz. 

Los críos no tiene la culpa de sus peleas y fobias, de su inutilidad política demostrada, de la defensa de sus intereses por encima de las de unos ciudadanos a los que se les deja sin transporte mientras ustedes se pelean, se echan la culpa los unos a los otros. 

Es una vergüenza que la corporación que tiene el ayuntamiento de Roquetas en estos momentos no haya sido capaz de buscar una solución al problema. 
Unos se esconden detrás de la Junta, otros del ayuntamiento. 
Los unos por los otros, pero el transporte escolar no llega a todos los rincones del municipio. 

Si tuvieran la mínima vergüenza dimitirían la mayoría de los políticos del ayuntamiento roquetero y los responsables de educación de la Junta. 
 Los de Roquetas porque no han sido capaces, unos de convencer al Pp que está en minoría, los otros por no convencer a la Junta de que no se puede dejar a los críos sin transporte. 

No quiero entrar en quién tiene la responsabilidad del transporte escolar en Roquetas, me da igual que sea de la Junta o del ayuntamiento, entre los dos tenían que haber solucionado una historia que abochorna, avergüenza y dice bien a las claras en manos de qué políticos estamos, inútiles hasta decir basta, fantasmas hasta lo insoportable, especuladores siempre. 

Si estuvieran hablando de sus sueldos y prebendas ya se habían puesto de acuerdo todos los partidos, pero ante el problema planteado a unos críos con su transporte escolar se ponen chulos, se encastillan en sus posturas y dejan que pasen los meses. 

Estamos en noviembre, el curso comenzó en septiembre, creo que han tenido tiempo para arreglar la situación, no la han debido ver como urgente y menos como importante, deben estar más preocupados por los cargos y sueldos que pueden perder en las próximas elecciones andaluzas y locales. 

A sus casas los deberían mandar los roqueteros en unos meses, es lo que se merecen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario