sábado, 7 de julio de 2018

Cada almeriense le cuesta al SAS veinte mil euros al año



Cara sanidad


Sanidad: veinte mil euros año por almeriense se gasta la Junta


El SAS se gasta en Almería una “porrá” de millones, nos dicen los responsables políticos. 
Con decirles que cada almeriense le costamos a la administración autonómica veinte mil euros al año, está todo dicho. 

Y si ella lo dice no es cosa de que nosotros le llevemos la contraria. 
Lo que nos sorprende es el estado de la sanidad en algunos puntos de nuestra provincia, lo que nos lleva a preguntarnos si esos veinte mil euros están bien repartidos, bien gastados y bien gestionados.

 Me podrán acusar de que ando siempre preocupado por los pueblos pequeños, pero es que esos pueblos están abandonados y olvidados de la madre Almería, de la madrastra Sevilla y para que hablar de esa lejana suegra en la que parece que se ha convertido Madrid. 

Que le digan a un vecino de Padules, Alboloduy o Doña María que la Junta se gasta veinte mil euros al año en su salud y le entrarán ganas de reír. 
Los médicos de algunos de estos pueblos, Alhama por poner ejemplo, aseguran que manifiestan en las reuniones con los dirigentes del Sas la necesidad de nuevos médicos en los centros. 

Dos hay en Alhama, dos, para todos los servicios, cansados y hartos de guardias, de trabajar horas tras horas, de tener que dejar la consulta por una llamada urgente o de abandonar una guardia de urgencia, cosa que está totalmente prohibida, ante una situación de emergencia en algunos de los ocho o diez pueblos que cubre el servicio a ellos encargado. 

Sabe ese médico que se está jugando el cargo, pero su responsabilidad ante una urgencia les impone el acudir a la llamada. 
Y este es solo un botón de muestra, hay todos los que ustedes quieran. 
Y si les parece bien los seguiremos contando. 
No les parece bien, pues ya saben lo que les espera.

No digo que no le costemos al SAS esos veinte mil al año por almeriense, si ustedes lo dicen, pero no parece que se reciba el servicio que de esa cantidad se debía demandar. 

Cuando a un vecino de Santa Cruz le dicen, con un médico que pasa consulta dos horas al día, que la Junta se gasta veinte mil euros en su salud, no tiene más remedio que echarse a reír, por no llorar, ante el abandono que padecen ellos y los vecinos de los pueblos colindantes, viven veintidós horas al día con médico y ambulancia a más de veinte minutos de sus dolencias y sufrimientos. 

¿Y el Sas se gasta veinte mil en él?


No hay comentarios:

Publicar un comentario