jueves, 14 de junio de 2018

¿Reprobará el pleno al alcalde de Almería?



El puente


Firmas desde la plaza de Pavía pidiendo la reprobación del alcalde


En medio de la gran campaña publicitaria que sobre obras en la ciudad nos está haciendo el alcalde de Almería, Ramón Fernández Pacheco, aparecen los vecinos del puente y piden su reprobación. 

Más de mil firmas llevan recogidas y presentadas en el ayuntamiento están.
 No es la primera vez que desde la plaza Pavía llega la voz de unos vecinos cansados de las promesas del equipo de gobierno del Pp, pero que no ven que estos hagan realidad lo mil veces aprobado.

 Hartos, cansados, deciden poner en marcha la maquinaria de la reprobación y piden a la oposición del ayuntamiento, a través de las firmas recogidas, que la lleven a pleno. 
No creo que lo hagan. 
No les veo dispuestos a tomar una decisión así, sería abrir una caja que podría traer truenos para todos en el futuro. 

Haga lo que haga la oposición municipal, Psoe, C´s, Iu, la reprobación del alcalde para estos vecinos ya es un hecho. 
Más de mil vecinos de la zona de la plaza Pavía hasta el momento han firmado por ella, y la medalla a colgar sobre el pecho del señor Fernández Pacheco no es de gloria, no es blasón de buen linaje a poner sobre su cabeza la petición de estos miles de vecinos.

Lo que no se entiende es que algo que se aprobó por mayoría en el ayuntamiento, que contaba con el visto bueno de todos, que el equipo de gobierno pepero no lo haya puesto en marcha tras haber presentado y elegido el proyecto por parte de los vecinos. 

No estamos hablando de una obra faraónica, es un puente para unir Pescadería con la plaza Pavía, no se trata de construir un puente como el del noventa y dos en Sevilla. 
¿Dónde está el problema para la construcción del puente, señor Pacheco? 
 En el fondo es lo que quieren saber los vecinos, y ya puestos también el resto de los almerienses.

 Crearse el alcalde un problema con unos vecinos (tan peleones como estos) a un año de las elecciones municipales no tiene mucha justificación política. 
Y si la hay, pues nada, que nos la cuente el señor alcalde o su gabinete de prensa. 

Mientras no lo haga seguiremos pensando que una reprobación, aunque no tenga ninguna repercusión política (el pasado gobierno del Pp tuvo reprobados a algunos ministros y ni en el sueldo lo notaron) si la tiene en el ámbito social y personal del propio alcalde. 

Tras la presentación de las firmas dice doña Ana que se adjudica este mismo mes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario