viernes, 29 de diciembre de 2017

El Pp se pasa a la oposición por los raíles

Paso a nivel


Por los raíles se pasa el Pp a la oposición en el ayuntamiento


Cuando se aprobaba en pleno el punto sobre el bypass férreo, presentado por el grupo del Psoe (y apoyado por el resto de los grupos) no me puedo creer que el grupo del Pp no tuviera constancia firme y decidida de que la estación de la capital se trasladaría a Huércal-Viator durante el tiempo que duraran las obras. 

Con autobuses gratis de ida y vuelta, sí, vale, pero a Huércal-Viator. 
¿Perdían el tiempo los señores concejales y perdían el dinero los ciudadanos que les pagan sus sueldos cada mes? 

A lo segundo ya nos tienen acostumbrados, en cuanto a lo primero habría que saber si alguna vez lo aprovechan. 
Se oyen en el salón de plenos discusiones tan bizantinas, tan lejanas a la realidad de los problemas de la ciudad y de los hombres y mujeres que ella habitan, que en más de una y de dos ocasiones nos hemos preguntado si sabrían los señores concejales dónde estaba y para qué estaban. 

En esta ocasión la discusión era oportuna, justo es reconocerlo, pero algún grupo estaba jugando con las cartas marcadas. 
El ministro había sido muy claro en su exposición. 

¿Qué esperaba sacar del pleno el Psoe, una victoria o una derrota? 
Consiguió una victoria pírrica, si como hemos visto sus pretensiones y las de C´s e Iu era derrotar al Pp en el pleno, pero debería ser conscientes de que al final el Pp se pasaría a la oposición por los “raíles”, como así ha sido. 

Si se sabía que no se cambiaría la decisión de trasladar la estación 
¿qué se buscaba con la proposición? 
¿Quizás retrasar la licitación? 
No se ha conseguido. 

¿Retrasar la adjudicación? 
Sánchez Teruel ha manifestado que va a llevar el tema a las más altas instancias del país. 
Se imagina la victoria que sería para el Pp local si el Psoe lograra un retraso en la adjudicación y por lógica en las futuras obras del paso a nivel del Puche. 

El Pp se los ha pasado a los tres grupos políticos opositores tras el pleno del bypass por los “raíles”, los ciudadanos lo volverían a hacer y en votos, que duelen más, si se diera un retraso en las obras. 
Que tenga cuidado el secretario general de los socialistas almerienses, no es conveniente darle armas políticas al enemigo.

Mantengamos la esperanza de que impere la cordura política y que a la licitación le llegue la adjudicación y con ella la última piedra de una obra que espera desde hace más de dos décadas.





No hay comentarios:

Publicar un comentario