jueves, 12 de octubre de 2017

Las mujeres vienen pisando fuerte

¡Respondonas!


Las mujeres están empezando a dar la cara en la política


La presencia de María Jesús Amate al frente de Iu, nos lleva a dar un repaso por el mundo de la política almeriense y las mujeres. 
Cierto que aún no tienen el número y el reconocimiento que se merecen, pero cada día son más las que hacen oír sus voces y lo que es más gratificante si cabe, que lo hacen sin miedo a sus jefes. 

Esther Gómez en Adra anda peleona, 
Amalia en la capital se convierte en la voz de la izquierda, 
María José López  en Roquetas rompió con su partido y ahí sigue, con más mando si cabe, en Turre 
María Luisa Cervantes no se ha quedado callada. 

Y como estos ejemplos femeninos elegidos algunos otros se vienen dando en nuestra provincia, lo que no está nada mal entre la grey femenina.

Hora era que la mujer hiciera oír su voz con más fuerza, reivindicara su presencia en unas direcciones y tomas de decisiones que siempre han estado marcadas fundamentalmente por los varones de los partidos. 
A los cuatro nombres hay que sumar el de la alcaldesa de Mojácar, que está dispuesta a dar que hablar todo lo que haga falta y más, o la de Pulpí, que llegó a la alcaldía tras la renuncia de su marido y que viene demostrando que no se arredra ante nada ni ante nadie. 

Más callada, sin aspavientos, sin darles cuartos al pregonero, pero ahí tienen a la alcaldesa de Rioja, convertida en toda una clásica de la política provincial. 

Otras están en la tarea de romper los moldes de alcaldes anteriores, caso de la de Nijar o Laujar. 
Sin olvidar a Adela en el Psoe, con mando y odio en plaza o Carmen Crespo en el Pp en la que están puestas todas las esperanzas del futuro de su partido.

A uno le gusta oír voces femeninas en la política provincial. 
Tienen otro acento, para bien o para mal, y menos miedo ante los dirigentes de sus grupos. 
Diría que son más valientes a la hora de enfrentarse con las estructuras de los partidos, y eso les supone un plus a su favor. 

En Vícar despega con fuerza una concejala del Psoe, y cuentan que en Alhama otra mujer empieza a asomar la cabeza de la mano de los pedristas. 
El tiempo dirá si se confirman las promesas que se atisban, lo cierto es que hoy en Almería las voces femeninas empiezan a tener resonancia, púlpitos y seguidores que las escuchen. 
Vienen pisando fuerte, me dice un viejo militante político.

 No están todas, otras vienen detrás pidiendo su trozo de tarta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario