sábado, 21 de octubre de 2017

El sacrificado hoy será Pérez Navas. ¿Mañana?

Congreso Psoe


En la historia del Psoe en Almería nunca hubo un congreso con tan dividido


Jamás el Partido Socialista ha llegado a un congreso provincial tan dividido como el que celebra hoy, día veintiuno. 
Acude al palacio del Toyo con tres frentes abiertos, tres posturas difíciles de conciliar. 

El enfrentamiento entre Juan Carlos y José Luis viene desde hace un par de años, y no parece, tras los últimos acontecimientos sucedidos en el partido que se puedan dar el abrazo de la reconciliación.

Al enfrentamiento personal de los dos personajes que dicen estar y defender el proyecto de Susana Díaz, hay que sumar al grupo opositor de los pedristas, que tampoco ven con buenos ojos a Pérez Navas y a algunos de los compañeros que le han acompañado en la aventura de las primarias, y aquí hay que poner el nombre de Antonio Bonilla, que según los líderes de la actual oposición, fundamentalmente Nono Amate, creen que los ha traicionado uno de los hombres que estuvo siempre a su lado. 

Los ánimos han estado demasiado tensados entre nuestros protagonistas durante  los pasados meses y no se atisba una pronta y necesaria conciliación. 

Eso no quiere decir que al final no consiga José Luis Sánchez Teruel un setenta por ciento de los votos de los delegados. 
Los enfrentamientos desatados durante las primarias se van apaciguando, y entre las dos partes susanistas: Teruel-Adela y Navas- Bonilla, empieza a crecer la necesidad de que el partido debe estar por encima de los problemas particulares de los cabecillas.

A la primera que no le interesa una ejecutiva y un secretario provincial en Almería débil es la presidenta Susana. 
La imagen que quiere y debe dar el Psoe Andaluz de cara a Ferraz es que está más unido que nunca, lo contrario sería una nueva derrota para la presidenta andaluza, y eso la dejaría muy debilitada ante el enemigo, que no es otro que Pedro Sánchez. 

De ahí que se busque la templanza de los ánimos entre los alborotadores de sus propias filas y tener un secretario en Almería con al menos el setenta por ciento de los votos. 

Cuentan que Susana no quiere ningún voto de los pedristas, que no quiere tener que deberle nada a Sánchez, si eso es así, es de imaginar Cornejo y cía. han puesto a sus satélites en formación y a trabajar por un gran triunfo en el congreso de este sábado en Almería. 
Los pedristas tienen claro que con llegar al treinta satisfechos



No hay comentarios:

Publicar un comentario