jueves, 23 de junio de 2016

Nos llevan en el corazón. ¡En la cartera, en la cartera!

En el corazón


Según Rafa Hernando el presidente Rajoy lleva a Almería en el corazón


Estamos que lo tiramos en Almería. 
El presidente de España nos lleva en el cuore, la presidenta de la Junta lo mismo. 

Si nos quejamos los almerienses es porque queremos, los dos grandes políticos que mandan en la vida y milagro de los ciudadanos nos llevan en el corazón. 
¿Alguien puede pedir más? 
Siento una felicidad difícil de definir. 

Nos ama la trianera, nos ama el pontevedrés. 
Los almerienses hemos nacido de píe. 
Quién nos podía decir que algún día los más grandes del país iban a llevar a Almería y a sus hijos en lo más profundo de sus ser: 
En el corazón. 

Nos quejamos de vicio los vecinos de esta esquina del país cuando ponemos en solfa a los dos grandes políticos que en estos momentos mandan en las dos administraciones más importantes para nosotros. 
Ellos nos aman profundamente. 
Mariano nos ama. 
Susana nos ama. 
Mariano nos lleva en el corazón. 
Susana nos lleva en el corazón.

Rajoy se da un baño de humanidad en Almería y dice ser feliz entre nosotros, que está tierra le pone. 
Pues nada don Mariano, cuando Rivera imponga a partir del 27J que usted no encabece la candidatura del Pp al gobierno de España, véngase a vivir a Almería. 

Puede pedir el traslado como registrador de la propiedad a esta casi su tierra y disfrute entre nosotros de la humanidad de los almerienses. 
Le aseguro que no se arrepentirá. 
Doña Susana tiene aún más recorrido político por delante, aún no parece que le haya llegado su turno, tiene que hacer el paseo por la Castellana, y por Andalucía los chicos de Albert le guardan los costillares políticos con esmero.

Uno se cansa de que le lleven tanto en el corazón y le gustaría estar más cerca de la cartera. 
Me estoy volviendo más interesado y pragmático, es cierto, pero es que el corazón sólo da disgustos entre los amantes, mientras que la cartera nos trae divorcios más atrayentes, más llevaderos, más lucrativos.

 Prefiero un divorcio con Rajoy o Susana antes que un romance. 
Con el divorcio sacaremos algo de dinero, con el romance cartas y mensajes de amor ¡qué bonito!, visitas los fines de semana ¿verdad don Antonio Hernando?, y al final dolor en ese músculo que llevamos plantado en el lado izquierdo del pecho.


No nos quieran tanto “porfa”, preferimos que se gasten los euros que manejan sus ministros y consejeros en esta tierra que tanto dicen amar. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario