sábado, 26 de diciembre de 2015

Esperanza en los emergentes?

Emergentes


Los emergentes han cumplido los pronósticos de las encuestas



Almería ha entregado parte de su poder político a los dos partidos nuevos: 
Ciudadanos y Podemos. 
¿Y por qué? 

Es evidente que los clásicos: Pp y Psoe no se venían tomando en serio las series advertencias que recibían de los votantes. 
Han sido muchas elecciones en las que con sus votos un número cada vez mayor de almerienses les venían diciendo a Pp y Psoe que ese no era el camino. 

Ni el del partido en el gobierno ni el del partido en la oposición, agravado en el caso de los socialistas con un gobierno en Andalucía que no se tomaba demasiado en serio nuestra provincia. 
Las corruptelas de uno y de otro, los dobles cargos de uno y de otro, el no hacer caso en definitiva de lo que venían diciendo los almerienses les ha llevado a seguir perdiendo el granero de votos de Almería y ver como bastantes de los mismos cogían el camino de los llamados emergentes: 
Podemos y Ciudadanos.


En Almería, la lectura que se puede hacer y entender es que el voto a estos partidos ha sido más para lo que sus líderes nacionales puedan hacer en el futuro, que para un presente que aún no han conformado. 
Los ejemplos de Miguel, Marín y Bravo no les han pasado factura, pero que no sigan por ese camino. 

Se pueden convertir en más de lo mismo, casta como los dos contra los que dicen vienen a luchar, dictadores dentro de sus formaciones como lo han sido y lo son los dirigentes de las dos grandes formaciones. 

La imposición de un candidato por parte de Pablo Iglesias que no conocía, ni conoce, y encima ni le interesa conocer a Almería y su gente, nos presenta un Podemos que resulta ser un calco de los dos grandes en cuanto a su comportamiento con sus militantes y votantes. 
Entiendo el silencio de la militancia, no salen en la foto (a lo Guerra), no demasiado el de los votantes de nuestra provincia. 

Que el señor Bravo represente a los almerienses no deja de ser un “timo” político a la militancia del partido por el que se ha presentado y una tomadura de pelo a los votantes de Podemos. 

¿Qué va a defender de esta esquina de España un hombre que no nos conoce, ni quiere hacerlo? 
Votará lo que le diga su jefe de filas, sin preocuparse de lo que nos interese. 
¿Alguna diferencia con lo que han venido haciendo los del Pp o los del Psoe?

Me van a perdonar, pero yo no veo ninguna. 
Perdón, sí, que estos venían a regenerar.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario