lunes, 9 de marzo de 2015

Estos políticos no son serios

Derribo

El Psoe quiere que se pague antes de derribar casas ilegales.



No creo que nadie se oponga a que unos propietarios engañados en la compra de su vivienda reciban el dinero invertido antes de su derribo. 
Hasta ahora les tiran la casa y no les pagan ni un duro de lo abonado por los compradores. 
Para ello el Psoe de Almería ha llevado el tema a Madrid (bien) a esperar lo qué hace el Pp cuando llegue el momento de votar. 

En el senado ya ha votado que nones. 
Lo extraño y lamentable de esta historia que se vive en muchos puntos de Andalucía, y que en Almería llega a más de doce mil viviendas es que es la Junta de Sevilla la que denuncia la ilegalidad de las viviendas. 
Es el Psoe, mandando en el gobierno andaluz, el que ha llevado a los tribunales la construcción de la mayoría de las miles de viviendas ilegales en la comunidad. 
Es el Psoe, mandando en el gobierno de la Junta, el que viene buscando desde hace años una solución que parece no llegar, o que no quieren que llegue. 

Con haber quitado las denuncias solucionado el problema. 
Es positivo que el Psoe almeriense quiera un arreglo ante la situación en que quedan estas familias, y hay que agradecerlo, pero no creen ustedes que esa recomendación la deberían venir haciendo desde hace años, muchos, a sus compañeros de gobierno en Sevilla. 
Algunos alcaldes lo han hecho, ahí tienen a Francisco Martínez en Albanchez, pero poca o nula influencia ha tenido el hombre en sus compañeros sevillanos.


Mientras las contradicciones sigan estando patentes en el trabajo de los partidos y de los políticos, poco o nada nos vamos a poder fiar de ellos. 
Está bien pedir soluciones en Madrid, están ustedes en su derecho, pero quién está poniendo las trabas es un gobierno en Sevilla que no ha sabido o no ha querido encontrar una solución al problema. 

Problema que él mismo generó, ya que no se entiende que se hayan construido miles y miles de viviendas ilegales en pueblos con alcaldes socialistas y no se hubiera enterado nadie. 
Cuando llegaron las denuncias, no lo olvidemos, la mayoría de las casas estaban compradas, pagadas y con la gente viviendo en ellas. 

Ni que fueran ciegos, sordos y tontos los políticos que tenía Almería hace unos años en la provincia. 
Con todo no se entiende que el Pp vote no en el senado y, mañana, ¿qué piensa hacer en el congreso? Votará que no, ya lo verán. 
No están por darle una victoria al rival.

No hay comentarios:

Publicar un comentario