sábado, 21 de febrero de 2015

A Manolo Recio lo ha puteado su partido

Psoe

Manolo Recio se queda sin puesto en la lista al parlamento andaluz



No ha querido, no ha sido capaz o no ha podido defender José Luis Sánchez Teruel a Manolo Recio (caso Eres) para que ocupara un puesto de salida en la lista del Psoe al parlamento andaluz. 

¿Lo van a dejar tirado? 
Hoy sí. 
Pero es de suponer que mañana no. 

Si le han salvado con el aforamiento durante los días de campaña y llegada del nuevo gobierno, es de imaginar que tendrán algo preparado para él una vez que tome posesión el nuevo parlamento. 
No es cuestión de dejar fuera de juego a alguien que debe tener mucha e importante información sobre una parte del gobierno andaluz. 
Enfadar o enojar al ex-consejero Recio puede tener unas consecuencias impredecibles en el seno de los anteriores gobiernos de Andalucía y en el pasado, presente y futuro del Partido Socialista Andaluz. 

No, está muy claro, no se puede dejar descolocado al señor Recio en el futuro, puede ser peligroso para algunos.
Aunque no estaría de más que el señor Recio le preguntara a un viejo compañero de partido, José Manuel Martínez Rastrojo, cómo se las gastan los políticos, los partidos y cómo se las gastaron a él. 
No estaría demás. 

José Manuel nos contó entonces una historia que en estos momentos haría saltar a más de un político de sus cargos y prebendas. 
Entonces los medios, los jueces, los fiscales no parece que estuvieran muy preocupados por la rampante corrupción de algunos. 
Eran otros tiempos, ciertamente. 

Hoy, menos mal, algo de lo que conoce el señor Recio de su etapa en el gobierno andaluz podría ser definitivo para algunos políticos de alto copete y larga mano. 
Algo parecido le ocurrió a José Luis Aguilar Gallart, ni una nota de despedida del Pp, ni una llamada de teléfono. 

Una patada en el culo. 
A tu casa, y a zurcir. 
Tampoco tuvimos suerte entonces, el señor Aguilar prefirió guardar silencio y dejó que algunos de sus compañeros de partido siguieran cortando la tarta de las adjudicaciones a su antojo. 
Y ahí siguen.

Vamos a esperar, el veintidós de marzo está a la vuelta, y entonces sabremos lo que le espera a don Manuel. 
Nosotros le pediríamos que nos contara cosas de esas que él sabe y que sería necesario, para una buena salud democrática, que conociéramos también los ciudadanos. 

Supongo que no vamos a tener suerte con nuestro deseo, si ahora está aforado, algo le encontraran, ya lo verán, para que siga con el mismo paraguas y no hable. 
Dicen que puede ser senador por la comunidad. 
Se le impone el silencio.






No hay comentarios:

Publicar un comentario